05 noviembre 2016

Piden aprehensión de Castelú y este la califica de absurda

La Cooperativa de teléfonos (Cotel) pidió ante la Fiscalia orden de aprehensión contra el principal denunciante en el “caso Consorcio”, el abogado Jhonny Castelú, entre tanto este calificó el pedido de “un absurdo”.

MEMORIAL

“De lo expuesto, se colege que las notificaciones fueron correctamente realizadas y corresponde la extensión de mandamiento de aprehensión, es más el artículo 226 del C. C. P., le faculta a su autoridad, a expedir el mandamiento de aprehensión de forma directa, teniendo en cuenta que el señor Jhonny Castelú está demostrando con su accionar, peligro efectivo de fuga y obstaculización del presente proceso", señala en la parte final el memorial presentado por Pavel Cossio, representante legal de Cotel en La Paz.

Según la explicación del memorial al que tuvo acceso EL DIARIO, detalla que según los registros del Segip y el Sereci, se tiene como domicilio real de Castelú, la zona de Vino Tinto y que el investigador procedió, mediante cedulón, a la notificación de la citación el 31 de octubre.

Por otro lado, señala que antes de ser citado, una vez que Castelú conoció la denuncia, este se apersonó para poder declarar de forma espontánea, hecho que no ha ocurrido, y no hace conocer un domicilio procesal al cual realizar las notificaciones correspondientes. En este sentido, ante el incumplimiento a la citación, Cotel pidió al fiscal Manuel Saavedra emita la orden de aprehensión.

Según la denuncia, Castelú fraguó la firma de su hermano para compra de acciones telefónicas con las que se hizo socio de Cotel y logró participar en los diferentes procesos eleccionarios, y se constituyó en parte administrativa de la misma.

CONTRAPARTE

Al respecto, Castelú calificó la denuncia como un “proceso sin pies ni cabeza”, ya que sobre la denuncia remitió, con notario de fe pública, a los responsables de Cotel, una carta donde el hermano (supuesta víctima) hace el descargo correspondiente y señala que no existe ninguna irregularidad en el proceso de venta de sus acciones.

Por otro lado, al contrario de lo que se señala en el memorial de Cotel, Castelú sostiene que cuando se apersonó ante la Fiscalía y presentó como domicilio procesal el de su oficina, ubicada en el centro de la ciudad.

Sobre el pedido de aprehensión que se hizo, Castelú ha explicado que no ha sido notificado de forma legal, ya que hace tiempo que no habita el domicilio de Vino Tinto, propiedad que está en construcción.

Castelú califica este caso como una persecución legal en su contra, debido a que se constituyó como denunciante de la corrupción que se ha dado al interior de Cotel, que derivó en la detención de más de 10 personas involucradas en el denominado “caso Consorcio”, en el cual se vieron procesados el abogado Miltón Mendoza, el exvocal Fernando Ganam y el presidente del concejo de vigilancia de Cotel, Fabián Guillén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada