26 junio 2012

BrightStar triunfa porque se reinventa

BrightStar, que desde 2009 aparece en el podio de las corporaciones latinas globalizadas con mayor éxito en el planeta, casi siempre en el primer lugar, le abrió sus puertas a EL DEBER. El interés por conocer esta empresa que tiene presencia en medio centenar de países y se codea con los grandes fabricantes de telefonía móvil se acrecienta porque su presidente y fundador es un boliviano: Marcelo Claure Bedoya.

Claure empujó a BrightStar, una simple tienda comercializadora de celulares que inició actividades en Miami en 1997, hasta convertirla en la principal distribuidora mundial para grandes fabricantes como Apple, Motorola, Nokia, RIM, Samsung, LG, etc, en un lapso de quince años. Su éxito es atribuido a la diversificación de servicios, todos alrededor de la telefonía inalámbrica.

Por ejemplo, BrightStar personaliza los aparatos con las particularidades que demanda el mercado de un país o una región. También se hace cargo de las tiendas, tiene centros de llamadas e incursiona en los seguros contra pérdidas o robos de aparatos. Otros componentes de la cadena son la compra y reciclaje de teléfonos usados, para revenderlos. Incluso la corporación tiene ahora tres fábricas en Latinoamérica, una en territorio argentino y dos en México. Australia es su punta de lanza en Oceanía y Asia.

Establecer el contacto desde Bolivia tomó algunos días, en especial por los continuos viajes de su presidente Claure. La empresa está hecha a su imagen y semejanza, afirman los colaboradores más cercanos, por eso resulta imprescindible hablar con él. Una vez se coordina un espacio entre sus viajes (que lo tienen fuera de Miami un promedio de 20 días al mes) queda marcada la visita al cuartel general y a la gigantesca bodega para la recepción y despacho de carga.

Las oficinas ocupan gran parte de un bloque de concreto en la zona del aeropuerto y por dentro se respira diversidad cultural: recepcionista centroamericana, relacionista peruana, secretario personal español, programadores estadounidenses... Tener objetivos claros es una de las claves para que tal variedad juegue a favor en el clima laboral en vez de ser un impedimento, afirma Claure, que a diario debe coordinar tareas con ejecutivos en los cinco continentes.

La entrevista se desarrolla en uno de los salones de reuniones. El diseño es sobrio, nada lujoso, con más énfasis en lo funcional, un sello para el resto de las instalaciones. En el recorrido se puede advertir a empleados con el café en la mano o sobre el escritorio, vestimenta casual y saludo a flor de labios. También hay ejecutivos de saco y corbata, Ipad en mano, que reciben a representantes de otras firmas.

La recepción es como un cuarto de distribución, donde se juntan intereses diversos alrededor de la millonaria compañía. Luego, los pasillos reparten a cada cual para lo que vino.
Entre los ejecutivos hay alguno que estuvo en Bolivia, como Shawn Marcotte, director de operaciones en la bodega. Shawn recuerda el lago Titicaca y un partido de fútbol de Bolívar, entre las experiencias de los tres días que estuvo en La Paz. Tiene un centenar de empleados bajo su cargo, que aprovechan las ventajas que ofrece Miami para despachar la carga, por barco hacia los países de Centroamérica y el Caribe, y por avión a Sudamérica.

Su colega Daniel se pone al frente de otro recorrido, esta vez por el almacén que tiene las dimensiones de unas seis canchas de fútbol, con hasta una decena de niveles para colocar las cajas que llegan y salen a diario. La seguridad es lo esencial, el ingreso es restringido y hay que limitarse a caminar sobre una línea marcada en el piso, para evitar cruzarse en el camino de alguno de los montacargas que recorren el sitio.

Se revisan las direcciones y destinos, luego se colocan conos sobre cada sector de la carga. El color indica el avance en el proceso, como en los semáforos.
Hacerlo mejor y más rápido que la competencia, es el lema de los empleados. Y sumado a la innovación permanente es la explicación para el éxito de esta empresa del boliviano Claure.
Otra fortaleza apuntada por los aludidos es el reconocimiento al aporte de los empleados. Funciona la meritocracia y hay ascensos a los que se los ganan. Por eso, cada vez que se abre una vacante se presentan hasta 4.000 postulaciones. Eso permite elegir a los mejores y a los más ambiciosos. Sin duda, otro sello de la empresa.

Sus 4 claves

Marcelo Claure compartió con los lectores de EL DEBER lo que considera son cuatro pasos esenciales para triunfar.

1º El primer consejo que siempre doy es que aquel que busca el éxito debe trabajar mas fuerte que todos. Eso te hace sentir orgulloso de lo que haces y del lugar donde trabajas. Una ventaja competitiva en la gente de BrightStar es que siempre trabajamos con mayor intensidad que la competencia.

2 Lo segundo es que debemos ser soñadores. En Bolivia tenemos un serio problema y es que no creemos en nosotros mismos. Eso lo he visto en el fútbol: cuando le digo a mi equipo que vamos a ser los mejores de la Copa Libertadores muchos piensan que estamos locos. Así pasó en mi empresa, al inicio, cuando dije que íbamos camino a ser la más grande del mundo, decían que yo debía estar loco o drogado. Para triunfar hay que tener sueños grandes; el boliviano debe proponerse metas altas.

3 La tercera cosa es que, no importa lo muy bien que a uno le vaya en la vida, siempre hay que mantener la humildad.

4 La cuarta es nunca tomar un “no” como respuesta definitiva. El “no” te prepara para la revancha, para buscar otra oportunidad. En Bolivia, cuando te cierran las puertas la gente no lo intenta de nuevo. Pero en la vida te van a dar miles de “no”.

Trabas para trabajar en Bolivia
¿Por qué Marcelo Claure no invierte en Bolivia? La inevitable pregunta incluye decepción y queja en la respuesta.
“Tenía ganas de poner una fábrica en mi país. Hay una buena intención en el Gobierno, pero no hay beneficios fiscales ni para las inversiones. Hemos encontrado un Gobierno que no dice que no, pero tampoco ofrece incentivos. Y el tema del contrabando afecta”
Sin concretar quedó también su proyecto de donar computadoras para los escolares. “Eso es algo que me molestó bastante, porque tanto Nicolás Negroponte (director del MIT), como Rupert Murdock (magnate de los medios) y Larry Page (uno de los fundadores de Google) creamos el programa Una computadora para cada niño, para entregar gratis las que entonces valían $us 150, cuando el precio en el mercado era de $us 3.000. Como boliviano le pedí a este Gobierno que fuera uno de los primeros en lanzar ese concepto, para fomentar la educación entre los menores. La respuesta fue de que “se lo iba a ver”. Yo iba a donar una computadora por cada una que el Gobierno comprara. Ya hemos enviado cuatro millones a Uruguay, Perú, Argentina, pero no a Bolivia”.
Negroponte confirma la participación de BrightStar en una entrevista en el portal portonartesano.com.ar

Cifras

8.000
Millones de dólares es su facturación actual. Apunta a romper la barrera de los 10.000 millones

1.500
Son los empleados de la firma y más de la mitad trabaja fuera de su base en Miami, según un reporte del diario Huffington Post, versión España

800
Son las fuentes de empleo creadas en Argentina, donde se fabrica el 60% de los celulares de la firma

La evolución

El punto de partida fue 1997, con el comercio de celulares en Miami.
En 1998 abre en Bolivia y Brasil sus primeras oficinas fuera de EEUU.
El 2000 es otro año clave, por la firma del contrato con Motorola para realizar la distribución en Latinoamérica.
En 2001 la firma se expande a El Salvador y Perú. En Chicago monta una sucursal.
Récord de ventas en 2003. Factura mil millones de dólares, según su memoria institucional.
En 2004 se introduce en el mercado de Australia.
Firma sociedades con Velstra y Verizon en 2005. Después vendrían Apple, Nokia, LG, etc
En 2006 es reconocida como la mayor distribuidora de celulares del planeta y con la más eficiente oferta en la cadena de servicios.
En 2007 es la mayor empresa hispana globalizada.
En 2009, uno de cada 20 aparatos lo distribuye BrightStar.
En 2010 registra mil millones de dólares en ventas y ganancias por 1,4 mil millones de dólares.
En 2011 se abre paso en Rusia, Medio Oriente y África.
Cumple 15 años.

11 comentarios:

  1. q hijo d su madre XD felicidades voy a seguir tu consejo y vuelvo a comentar en 15 años pa decir como me fue.....

    ResponderEliminar