23 agosto 2015

El Gobierno quiere convertir a Cochabamba en ciudad software

El vicepresidente de Bolivia, Álvaro García Linera, declaró ayer que el Gobierno quiere invertir en una educación que forme a profesionales y técnicos capaces de acompañar la profunda transformación económica que vive el país.

No solo quiere que Cochabamba sea el centro articulador, donde converjan los esfuerzos de los mejores colegios, universidades públicas y privadas, en función a la economía del conocimiento, sino que la Llajta se convierta en una ciudadela del software y la ciencia.

“Queremos gente que se incorpore al mercado laboral y productivo en la ciencia y tecnología”, dijo García Linera en el Seminario Internacional de Educación, que fue clausurado ayer en el auditorio de la Universidad Católica Boliviana (UCB) de Cochabamba.

Pese a que la economía boliviana mejoró drásticamente (detalló cifras y logros), el sistema educativo muestra deficiencias y fallas que no acompañan a esa transformación por la carencia de profesionales, ingenieros, técnicos bien preparados para lo que los mercados en el mundo precisan.

MÁS PREPARADOS El Vicepresidente contó que junto al primer mandatario, Evo Morales, visitó la empresa Jalasoft de Cochabamba, y lo que aprendieron fue todo lo que se podría hacer y los obstáculos que se levantan para lograrlo.

Explicó que hay espacios, en el mercado internacional, altamente competitivos en el campo del software y que para abastecer los mercados en ascenso se requiere de gente especializada. El mercado es tan amplio que se podría quintuplicar la exportación de productos de software, pero faltan profesionales especializados.

“Una de las cabezas de Jalasoft nos dijo que le falta gente y los ingenieros que salen de las universidades no saben hacer lo que yo necesito, los tengo que formar tres años más para prepararlos en lo que el mercado está requiriendo”, describió.

La autoridad sostuvo que las universidades no están formando gente preparada para asumir esos retos y eso tiene que cambiar. García Linera ratificó el compromiso del Gobierno de invertir, por el momento, en un espectro reducido, práctico y rentable como es la educación en ciencia y software.

INVERSIONES “Si el Estado invierte dos mil millones de dólares en formar jóvenes con estas características, en los siguientes 10 años, estos jóvenes deben generar en la economía hasta 10 mil millones de dólares, hay que vivir del conocimiento”, indicó.

Añadió que el Gobierno quiere una juventud preparada desde el colegio en áreas poco desarrolladas, un intelectual colectivo, una generación formada para aprovechar las oportunidades que se

han abierto en el mercado mundial en base a la economía del conocimiento y del software.

Exigió de las universidades resultados rápidos, pues los resultados de la reforma educativa en los colegios se verán en 2020, pero en las universidades se pueden hacer cambios inmediatos para adecuar a los profesionales a las nuevas necesidades de la economía boliviana.

En todas áreas.

Se necesita especialistas en hidrocarburos, en medicina. “Vamos a construir 4 hospitales de cuarto nivel y no hay especialistas”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada