14 marzo 2015

Gadgets para vehículos que ya no son un lujo sino una necesidad

Gracias a una serie de dispositivos, los vehículos dejaron de cumplir una mera función de transporte y ahora también proporcionan energía para recargar celulares y otros accesorios, sistema de ventilación, televisión, música y demás.

Hoy por hoy estos gadgets, o dispositivos electrónicos que cumplen funciones específicas, son fabricados con características universales, por lo que son adaptables a vehículos modernos y populares, explicó Adrián Cortez, un comerciante de implementos y autopartes de la avenida Siles.

Otra ventaja de los gadgets son sus accesibles precios. Por ejemplo, un ventilador adaptable no supera los 60 bolivianos.

Según una comerciante del Molino El Gallo, centro comercial en el que también se pueden adquirir estos equipos, los dispositivos de ventilación son los que más se venden en esta temporada.

“Es fácil de conectar al auto y además tiene varios niveles de ventilación”, comenta la comerciante.

Al igual que el ventilador, existen otros gadgets que se adaptan por medio de la toma de mechero (conector eléctrico característico de todos los automóviles), por ejemplo aquellos para cargar celulares.

Estos últimos son unos dispositivos considerados “indispensables” por aquellas personas que pasan gran parte del día conduciendo.

“Como trabajo en radiotaxi, no tengo tiempo para cargar mi celular en mi casa, pero estos cargadores me salvan”, comenta la taxista Lourdes Molina.

Ella adquirió el gadget a 50 bolivianos, sin embargo existen otros aún más modernos, llamados onduladores, que sirven para recargar netbooks e incluso computadoras portátiles. Su precio supera los 300 bolivianos.

Finalmente, los monitores para los espaldares de los asientos del auto son más que una necesidad, un lujo pocos en el medio pueden darse, debido a sus precios elevados.

En el mejor de los casos se puede conseguir uno hasta en 5 mil bolivianos en la avenida Siles.
Los mejores

dispositivos

tecnológicos

para los vehículos

Tomás González

@ToGonGo



A continuación le presentó los tres mejores dispositivos tecnológicos para tu coche.



- El primero es el Mini Coyote Plus Life, un copiloto perfecto para tus trayectos diarios.

Este atractivo asistente te informa, en tiempo real, de la existencia de radares de tráfico fijos, móviles, de tramo y semáforo.

Además, el Mini Coyote Plus Life advierte de cualquier incidencia en la carretera (tanto atascos como accidentes), te avisa si sobrepasas los límites de velocidad permitidos en la vía por la que circulas, informa de los radares de tramo y sabe en qué sentido de la vía estás circulando. Coyote ya tiene una comunidad de 3.600.000 usuarios, que comparten entre sí toda la información en tiempo real las 24 horas del día.

El Mini Coyote Plus Life cuenta con una pantalla OLED de 1,8 pulgadas y avisos acústicos en cinco idiomas (por supuesto, el castellano entre ellos). Incluye suscripción de por vida a la Comunidad Coyote de usuarios y puede adquirirse, por un precio de más de 100 dólares, en la web del fabricante, www.mycoyote.es.



- Tras unos años de subirte a mil coches como conductor o pasajero, habrás visto y olido de todo. Algunos vehículos huelen, directamente, mal. Otros apestan al naturalísimo ambientador de olor a jazmín de Samoa, muchos a toneladas de nicotina y algunos huelen como si un grupo de jamaicanos hubieran estado toda la tarde haciendo "submarinos" en el interior al tiempo que repasaban la discografía de Bob Marley.

Al margen de los olores más o menos agradables, estar varias horas encerrado en un vehículo con un aire de baja pureza puede ser un riesgo para la salud. En el aire contaminado hay polen, polvo, bacterias, ácaros, pelo de mascotas, y demás que pueden desencadenar o empeorar alergias y asmas. Por eso, un dispositivo como GoPure no es un lujo innecesario.

Además de bonito, el GoPure de Philips es un purificador de aire que filtra hasta un 99,9 por ciento el aire del habitáculo del vehículo, indica la calidad del aire en cada momento y no hay que ocuparse de su presencia: se activa en cuanto arrancas el coche.

Utiliza una toma de 12 vatios, lo puedes instalar tú mismo con opciones para varias posiciones y situaciones y sus tres filtros reemplazables ofrecen una vida útil de 350 horas (entre seis a nueve meses, con un uso de dos horas diarias). El Philips GoPure tiene un precio de 189 euros.



- Lo dice el refrán: "uno no se acuerda de Santa Bárbara hasta que truena". Y cuántos lo habrán repasado al ver que la columna de vehículos tras la que han parado no es la cola para el concierto de AC/DC, sino un control de alcoholemia de la Policía. "Ay, si yo hubiera llevado a mano un alcoholímetro...".

La tecnología ha puesto en nuestras manos dispositivos más pequeños, sencillos y asequibles que hace unos años, de modo que ya son solo los de la Benemérita o los sanitarios los que pueden comprobar si has tomado cervezas demás.

Un alcoholímetro como el Zaphir CDP 2000 te ahorrará más de un disgusto, bien sea en forma de sanción, de abolladura en el automóvil o de resaca al día siguiente.

El CDP 2000 no pesa más que 50 gramos, tiene una precisión superior al 97 por ciento y utiliza boquillas esterilizadas para asegurar la lectura correcta del aire que soplamos. La vida útil de las baterías alcanza más de 200 pruebas y además, se puede conectar a una toma de 12 vatios.

El modelo básico de Zaphir CDP 2000 incluye cinco boquillas y parte de un precio de 29,90 euros, disponible para compra en su página web.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada